+51 · 54 · 214778   comunicaciones@arzobispadoarequipa.org.pe

Mensaje Semanal

Verdad y Libertad

El mensaje del papa Francisco para la próxima Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales, titulado «La verdad los hará libres (Jn 8,32). Fake news y periodismo de paz», nos alerta ante la propagación de falsas noticias e invoca a promover un periodismo basado en la búsqueda de la verdad y la construcción del bien. Como dice el papa, las denominadas fake news son “informaciones infundadas, basadas en datos inexistentes o distorsionados, que tienen como finalidad engañar o incluso manipular al lector para alcanzar determinados objetivos, influenciar las decisiones políticas u obtener ganancias económicas”. Su eficacia radica en su capacidad de aparecer como verosímiles y atraer la atención de los destinatarios poniendo el acento en estereotipos o prejuicios extendidos en un sector de la sociedad, suscitando en ellos emociones como el ansia, el desprecio, la rabia o la frustración. Su rápida y amplia difusión, sobre todo a través de las redes sociales, hace que las fake news sean tomadas como verdaderas, sin compararlas con otras fuentes de información ni someterlas a un diálogo constructivo. Lo más dañino de este tipo de falsas noticias, afirma también Francisco, es que desacreditan sin más al que piensa distinto; lo presentan como enemigo y favorecen actitudes intolerantes e hipersensibles que, al fin de cuentas, promueven los conflictos.

La mentira nunca viene de Dios. Como nos recuerda el papa, el primero en la historia de la humanidad que transmitió una noticia falsa es el demonio, la serpiente que hizo creer a Adán y Eva que Dios es enemigo del hombre y, de esa manera, los llevó a romper la comunión con Él e introdujo el pecado en el mundo, con su secuela de mal contra el prójimo, la sociedad y la creación. Con razón, Jesucristo llama al demonio “mentiroso y padre de la mentira”, porque la mentira es el medio que utiliza para dividir a los hombres de Dios y a los hombres entre sí. De hecho, el término “diablo” significa “el que divide”. Y, si prestamos atención, nos daremos cuenta que las fake news fomentan esa división; y los medios de comunicación, y nosotros mismos, corremos el riesgo de transmitirlas como si fueran verdaderas, convirtiéndonos así en cómplices de la polarización y el enfrentamiento en la sociedad.

Ante esta realidad, el papa Francisco nos exhorta a dejarnos purificar por la verdad, el Dios verdadero. “El hombre, dice el papa, descubre y redescubre la verdad cuando la experimenta en sí mismo como fidelidad y fiabilidad de quien lo ama”. Jesucristo nos libera de la codicia de tener siempre la razón e imponer nuestra opinión a los demás en base a estrategias que no responden al diálogo constructivo. En particular, el Santo Padre hace un llamamiento a promover un “periodismo de paz”, que no se deje llevar únicamente por la velocidad en dar las noticias o por el impacto que puedan tener en el rating, sino que brinde el debido cuidado a la verificación de las fuentes y al modo de transmitir los hechos, procurando no ocultar los problemas sino proponer soluciones y favorecer procesos de comunión y de paz.

+ Javier Del Río Alba
Arzobispo de Arequipa